CONTENIDOS DEL DÍA
Artículos

Día Mundial de la Depresión

Impactos: 42

Trabajando con pasión y vivir la compasión

En el mes de enero, para ser precisos el día 13, se dedica mundialmente a reflexionar acerca de la depresión. ¿Por qué es importante que quienes somos jefes de la hotelería o de cualquier rama de la industria turística sepamos más acerca de esta enfermedad?

Es importante saber qué es, conocer los síntomas y los factores de riesgo en general y para la hotelería en particular, porque quien padece esta enfermedad no tiene un desempeño laboral óptimo en el trabajo; pero sobre todo porque es una enfermedad que causa mucho sufrimiento, y a veces la muerte.

¿Cuántas veces no hemos evaluado a un colaborador definiéndolo como “desmotivado”? ¿Qué tan capaces somos de identificar la falta de motivos para sonreír, agradar, hacer las cosas bien? —como antes las hacía.

Al no ser psicólogo ni especialista, me tomé la libertad de tomar textualmente el documento elaborado por personal de la Clínica Mayo https://mayocl.in/3khS0NQ, con la esperanza de que no me demanden por plagio, cosa que a mí si me daría bastante vergüenza y harta depresión.

Definición.

“La depresión es un trastorno emocional que causa un sentimiento de tristeza constante y una pérdida de interés en realizar diferentes actividades… Más que solo una tristeza pasajera, la depresión no es una debilidad y uno no puede recuperarse de la noche a la mañana de manera sencilla. La depresión puede requerir tratamiento a largo plazo… La mayoría de las personas con depresión se sienten mejor con medicamentos, con psicoterapia o con ambos”.

Síntomas.

Los síntomas se producen durante gran parte del día, casi todos los días y pueden consistir en:

  • Sentimientos de tristeza, ganas de llorar, vacío o desesperanza.
  • Arrebatos de enojo, irritabilidad o frustración, incluso por asuntos de poca importancia.
  • Pérdida de interés o placer por la mayoría de las actividades habituales o todas, como las relaciones sexuales, los pasatiempos o los deportes.
  • Alteraciones del sueño, como insomnio o dormir demasiado.
  • Cansancio y falta de energía, por lo que incluso las tareas pequeñas requieren un esfuerzo mayor.
  • Falta de apetito y adelgazamiento, o más antojos de comida y aumento de peso.
  • Ansiedad, agitación o inquietud.
  • Lentitud para razonar, hablar y hacer movimientos corporales.
  • Sentimientos de inutilidad o culpa, fijación en fracasos del pasado o autorreproches.
  • Dificultad para pensar, concentrarse, tomar decisiones y recordar cosas.
  • Pensamientos frecuentes o recurrentes sobre la muerte, pensamientos suicidas, intentos suicidas o suicidio.
  • Problemas físicos inexplicables, como dolor de espalda o de cabeza.
  • Para muchas personas con depresión, los síntomas suelen ser lo suficientemente graves para causar problemas evidentes en las actividades cotidianas, como el trabajo, la escuela, las actividades sociales o las relaciones con otras personas. Algunas personas pueden sentirse infelices o tristes en general sin saber realmente por qué.

Factores de riesgo.

Algunos de los factores que parecen aumentar el riesgo de que se manifieste o se desencadene la depresión son:

  • Ciertos rasgos de la personalidad, como tener la autoestima baja y ser demasiado dependiente, muy autocrítico o pesimista.
  • Situaciones traumáticas o estresantes, como maltrato físico o abuso sexual, la muerte o la pérdida de un ser querido, una relación difícil o problemas económicos.
  • Familiares consanguíneos que tienen antecedentes de depresión, trastorno bipolar, alcoholismo o suicidio.
  • Ser lesbiana, homosexual, bisexual, transgénero o presentar variaciones en el desarrollo de los órganos genitales que no son claramente ni masculinos ni femeninos (intersexualidad) en un entorno que no brinda apoyo.
  • Antecedentes de otros trastornos de salud mental, como un trastorno de ansiedad, de la alimentación o de estrés postraumático.
  • Abuso de alcohol o de drogas recreativas.
  • Una enfermedad grave o crónica, como cáncer, un accidente cerebrovascular, dolor crónico o una enfermedad cardíaca.
  • Ciertos medicamentos, como los que se indican para la presión arterial alta o las pastillas para dormir.

Hasta aquí Clínica Mayo.

Factores de riesgo en el turismo.

Esmeralda Araiza fundadora y CEO de DT Latina, firma creadora del Programa ‘Turismo Inclusivo MX’ publicó en LinkedIn un artículo con el atractivo título de “El show debe continuar. La silenciosa depresión en turismo”  https://bit.ly/3IPnEfA en el que menciona como factores de riesgo en el turismo “… en aquellos puestos de trabajo en contacto con los clientes como: front desk, camaristas, bartenders, performers (como cantantes y músicos) sobrecargos, entre otros”.

Y agrega (textualmente):

“Largas jornadas de trabajo, mayormente de 6 días a la semana y en horarios nocturnos.

Salarios precarios con un elemento variable a la propina.

Inseguridad de la permanencia laboral, especialmente a partir de la actual pandemia por COVID-19.

Violencia, hostigamiento y acoso laboral y sexual, tanto dentro de los espacios laborales como fuera de éstos…

… aislamiento, separación de la familia y preocupación por enviar dinero a sus hogares…”.

Las buenas noticias para el turismo.

Una de las peores consecuencias del trastorno de la depresión es el suicidio. En este sentido, la buena noticia es que los municipios que se caracterizan por sustentar su economía en esta industria (en los estados de Quintana Roo, Baja California Sur, Jalisco, Guerrero, Sinaloa, etc.) no se encuentran dentro de los 20 municipios con mayor incidencia en suicidios https://bit.ly/3ki8HbM.

Algunas veces, como líderes tendemos a alejarnos de los problemas que afectan a nuestros colaboradores e inclusive, propiciamos situaciones que pueden ir desde el acoso, la manipulación y la presión excesiva, hasta un ambiente frío, desinteresado e impersonal.

Como jefes, como líderes, tenemos la obligación de conocer a nuestro equipo, saber cuándo algo no está bien con ellos, entender tanto que se pueda sentir lo que les aflige para brindarles el apoyo y acompañamiento y coadyuvar para sacarlos de su crisis.

Así, el líder debe trabajar con pasión y vivir la compasión.

Related posts
Artículos

Las tecnologías favoritas de los huéspedes

Impactos: 40 Por Alfredo Lamadrid Intento recordar la última vez que me registré en un hotel en…
Read more
Artículos

El cierre de Noma: ¿Fin de la alta cocina como la conocemos?

Impactos: 58 Por Liliana Martínez Lomelí En días recientes, el chef René Redzepi anunció que…
Read more
Artículos

Conrad Hilton y el Arte de Vivir

Impactos: 68 La hotelería moderna (segunda mitad del siglo XX) fue forjada bajo la influencia de…
Read more

Intégrate a la comunidad del sector de la Hospitalidad.
Suscríbete a nuestro boletín de noticias aquí.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *